Periodoncia

Especialidad que estudia la prevención, diagnóstico y tratamiento de las enfermedades que afectan los tejidos que dan soporte a los dientes

¿Qué es la periodoncia?

La periodoncia es la especialidad de la odontología que estudia la prevención, diagnóstico y tratamiento de las enfermedades que afectan los tejidos que dan soporte a los dientes y a los implantes para el mantenimiento de la salud , función y estética de los dientes y sus tejidos adyacentes.

Hoy en día con la implantologia, la periodoncia también es la encargada de la prevención y tratamiento de las enfermedades periimplantares como la periimplantitis.

01. ¿Cuáles son las principales enfermedades periodontales?
Las principales enfermedades periodontales que afectan a la dentición son la gingivitis y peridontitis. Son patologías infecciosas que afectan al periodonto, es decir, a los tejidos que sostienen a los dientes, causadas por bacterias. La enfermedad periodontal se manifiesta como una gingivitis cuando se afecta únicamente la encía, causando un proceso inflamatorio reversible (inflamación y sangrado de la encía sin afectar el hueso) o periodontitis, donde ocurre la destrucción del hueso que soporta el diente. Si no es tratado a tiempo puede ocasionar la pérdida de los dientes. Si la gingivitis se mantiene mucho tiempo y además se dan otros factores (genéticos, ambientales, locales…), se inicia la periodontitis (común, aunque incorrectamente, llamada “piorrea”), en la que, además de la inflamación de la encía ya mencionada, se produce una destrucción más profunda que afecta a los otros tejidos del periodonto, es decir, el hueso alveolar, el cemento del diente y el ligamento periodontal. Esta destrucción es, además, irreversible, y favorece la progresión adicional de la enfermedad, al crear un espacio debajo de la encía que denominamos bolsa periodontal, en el que cada vez se acumulan mayor cantidad de bacterias que pueden poner en peligro la supervivencia de los dientes.
02. ¿Cuál es su tratamiento?
El tratamiento periodontal consiste desde la corrección de la técnica de higiene para el control de la placa bacteriana, hasta la eliminación de los factores desencadenantes de la misma. (Cálculo o sarro y bolsas periodontales) En el caso de la gingivitis es suficiente con una mejora de la higiene oral, limpieza supragingival y profilaxis periodontales que son actuaciones preventivas rápidas, sencillas y nada molestas. En las periodontitis, en primer lugar se realiza un detenido estudio periodontal clínico y radiológico, para valorar la situación en el momento de empezar. En ocasiones se hace necesaria la utilización de pruebas complementarias. La fase básica del tratamiento va dirigida a eliminar las bacterias de la bolsa periodontal y se conoce como raspado. Cuando la bolsa periodontal es profunda habitualmente no se consigue un buen control de la infección, por lo que es necesaria la cirugía periodontal.
03. ¿Qué son las recesiones y como se tratan?
La recesión gingival es la pérdida parcial de la encía que cubre al diente dejando parte de la raíz expuesta. Puede afectar a uno o a múltiples dientes. Causas que producen recesión de la encía • Cepillado incorrecto de dientes (movimiento traumático) • Uso de cepillos dentales de cerdas duras. • Por problemas periodontales (periodontitis). • Condicionantes anatómicos (hueso fino). • Mal posición dental. • Trauma oclusal, recarga en la mordida en la pieza que presenta la retracción. • Tratamientos ortodóncicos. Las recesiones gingivales son un hallazgo frecuente en la consulta diaria tanto en pacientes con enfermedad periodontal incipiente hasta avanzada, como en pacientes sin enfermedad periodontal y una buena higiene oral. Hoy día el motivo de consulta estético ha aumentado notablemente por lo cual este tipo de terapéutica se ha impuesto en nuestros planes de tratamiento. Tratamiento: • Mejorando la técnica de cepillado • Visitando al dentista regularmente • Injertos de encía (injertos gingivales) Las recesiones gingivales se tratan con diferentes técnicas de cirugía periodontal: mediantes injertos de encía obtenidos habitualmente del paladar del mismo paciente o con. Su objetivo es cubrir la máxima superficie de la raíz descubierta creando a la vez una banda amplia de encía resistente alrededor del diente tratado. No debe confundirse la perdida de encía que se produce en los dientes con periodontitis con el que causan las recesiones gingivales. En éstas, la encía y el hueso que ésta cubre, se pierden sólo por la cara del diente que vemos descubriendo parcialmente la raíz del diente afectado.

¿Tienes alguna pregunta?